Red Hat e Intel trazan un camino para servicios 5G

 

Los proveedores de servicios de comunicaciones (CSP) y las empresas que buscan liberar el poder del 5G se enfrentan a una nueva serie de desafíos en el ámbito operativo. Estos incluyen cómo elaborar e implementar una estrategia de infraestructura común en toda la red capaz de brindar flexibilidad y automatización en la nube, disminuir el costo operativo y permitir la elección de soluciones de un ecosistema de múltiples proveedores.

 

Respaldados por una colaboración que mantienen desde hace décadas, Intel y Red Hat están anunciando la evolución de esta relación estratégica para acelerar la provisión de infraestructuras automatizadas nativas de la nube para los nuevos servicios 5G. Red Hat e Intel planean coordinar los esfuerzos de sus respectivas áreas de I&D para ayudar a introducir más rápidamente la innovación de las redes 5G y las características relacionadas en los proyectos de desarrollo de código abierto (por ej., Kubernetes). A su vez, la intención es agilizar que estas nuevas tecnologías lleguen a los clientes como ofertas comercializadas y con soporte para su implementación en producción. Nuestros clientes terminarán beneficiándose de soluciones más completas a medida que transforman sus redes pasando de la nube a la red y de la red al edge para una variedad de casos de uso y servicios nuevos.

 

Los arquitectos de red cuentan con una cantidad casi infinita de soluciones de hardware que ofrecen una amplitud de opciones abrumadora. Cuando el silicio y el software se piensan desde cero para que trabajen en conjunto, las organizaciones acceden a la oportunidad de optimizar las aplicaciones y los procesos de negocio. La combinación de nuestra labor técnica y nuestros conocimientos, enraizados en el código abierto, permite a los CSP y a las empresas implementar redes nativas de la nube con mayor rapidez con el objetivo de incrementar la agilidad.

 

Red Hat OpenShift —la plataforma Kubernetes empresarial líder del sector— acompaña a los proveedores de servicios en su transición hacia las redes 5G nativas de la nube, en particular hacia la consecución de los objetivos que plantean la 5G RAN y 5G core. Con OpenShift, los proveedores de servicios y las empresas cuentan con la capacidad de gestionar cargas de trabajo y crear aplicaciones nativas de la nube al mismo tiempo que potencian la productividad del desarrollador. Esto se complementa con un conjunto completo de silicio, software y herramientas de Intel con numerosas funciones que incluyen procesadores escalables Intel Xeon® Scalable, adaptadores de red Intel® Ethernet, el software de referencia FlexRAN y el kit de herramientas de software para edge computing OpenNESS (Open Network Edge Services Software).

 

Con esta combinación de tecnologías, los proveedores de soluciones del ecosistema podrán desarrollar funciones de red nativas de la nube capaces de aprovechar los beneficios de la infraestructura acelerada y los recursos del sistema del 5G. A su vez, los proveedores de servicios de comunicaciones también se beneficiarán de contar con modelos de implementación flexibles ya sea en modo local como bare metal o a través de la nube pública o híbrida. La arquitectura de Intel y Red Hat OpenShift forman el eje tecnológico de una estrategia de arquitectura de nube híbrida y multinube para la nube telco que también contempla múltiples proveedores. Asimismo, las empresas se benefician de una gestión y orquestación unificadas, desde el edge hasta la nube.

 

A través de arquitecturas de referencia conjuntas y áreas de colaboración más amplias, Intel y Red Hat concentran sus fuerzas en simplificar los retos y las complejidades que plantea el migrar hacia estas nuevas arquitecturas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *